Sindicatos de la Policía de Catarroja piden el apoyo del ejecutivo por la denuncia a vecinos

 

Dos agentes del cuerpo local consideraron que se incumplía uno de los artículos de la Ley Mordaza en comentarios hechos en una red social

 
D. S.Catarroja

 

Los sindicatos UGT y SPPLB han presentado un escrito conjunto en el Ayuntamiento de Catarroja por el que solicitan el apoyo del ejecutivo a la Policía Local tras la denuncia presentada por dos agentes en la delegación de Gobierno contra dos vecinos por las «falta de respeto» que publicaron contra ellos en la redes sociales, acogiéndose el artículo 37 de la Ley Mordaza.

En esta línea, demandan que actúe «en defensa de los empleados públicos cuando estos ejerzan las funciones legalmente atribuidas para que no se sientan desamparados en el ejercicio de estas, pues lo contrario solo conllevará una mala prestación de las mismas».

De igual manera, piden una rectificación por parte del equipo de gobierno y que «no consideren las manifestaciones vertidas en las redes sociales un mero ejercicio de la libertad de expresión» sino «un ataque directo al colectivo policial en particular, y a todos los empleados públicos del ayuntamiento de Catarroja en general, de un presunto ilícito penal de corrupción así como siendo sujetos pasivos de un delito de odio».

El enfrentamiento entre el cuerpo y el consistorio surge tras la denuncia de dos agentes a varios vecinos por incumplimiento de la LO 4/2015, también conocida como Ley Mordaza. Los policías consideraron que los denunciados daban difusión a «insultos, desprecios y faltas de respeto contra la Policía Local, concretamente al colectivo de agentes de la plantilla».

En este sentido, en el escrito remitido por los sindicatos, se advierte de que la libertad de expresión «no se trata de un derecho absoluto; su límite aparece cuando se vulneran los derechos de otras personas» y añaden que «será un juez quien decida si constituye una infracción, y en caso afirmativo, dicte sentencia».

Además, recuerdan que la Ley Orgánica a la que se hace referencia «permite a los representantes del orden público cursar la denuncia cuando en el ejercicio de sus funciones sean faltados al respeto».

Por otra parte, señalan que «somos servidores públicos y estamos abiertos a las críticas en aras de la mejora del servicio que se presta» pero los comentarios publicados en Facebook por estos vecinos «son unas acusaciones directas al colectivo policial al tratarnos de corruptos (delito de calumnia), al igual que se incita al resto de ciudadanos a través de la página web a que atenten contra la integridad de los policías (delito de odio)».

Con respecto a las declaraciones realizadas por el consistorio sobre este tema, contrarias a la Ley Mordaza, los sindicatos apuntan que «tenemos unos cometidos y unas funciones establecidas por las leyes y como tales, merecemos un respeto, no solo de la ciudadanía sino también de la propia corporación» y critican que el ejecutivo esté a favor de derogar la ley orgánica «para que así se pueda faltar a cualquier servidor público, en el ejercicio de sus funciones, sin límite alguno, todo ello en aras de una 'libertad de expresión' mal entendida».

En el mismo escrito ponen como ejemplo el de la concejala de Guanyar Catarroja, Datxu Peris, condenada por sus comentarios en Facebook por la muerte de un torero.



 

Dos policías locales de Catarroja denuncian a vecinos por «faltas de respeto» en las redes

Las infracciones se han cometido en los comentarios de una publicación sobre una queja por una multa de aparcamiento

 
D. S.

catarroja. Dos agentes de la Policía Local de Catarroja han denunciado ante la delegación de Gobierno a varios vecinos por comentarios en Facebook «que incumplen la LO 4/2015 sobre seguridad ciudadana», también conocida como Ley Mordaza. Los afectados se enfrentan a una sanción económica por una falta leve que se sitúa entre los 100 y 600 euros, o bien tienen la posibilidad de recurrirla únicamente ante el orden jurisdiccional contencioso administrativo, si no están de acuerdo con la misma.

Todas las denuncias parten de un post en esta red social del 4 de julio, en uno de los grupos de gente de Catarroja que cuenta con 5.631 miembros, en el cual se criticaba la actitud de unos agentes que multaron a una persona por aparcar mal durante unos minutos. La publicación se compartió 12 veces, con 38 reacciones.

A partir de ahí, la publicación cuenta con 49 comentarios en los que algunas personas hacen referencia a la actitud de los agentes y se suman a las críticas iniciales, que se consideran en la denuncia como «faltas de respeto».

«Merecen que les toquen los morros» o «pajarracos», son algunas de las expresiones recogidasLos agentes entregaron las notificaciones a los denunciados en sus domicilios el sábado

Según consta en la misma, se infringe el artículo 37 de la Ley Orgánica que se refiere a las «faltas de respeto y consideración cuyo destinatario sea una miembro de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad en el ejercicio de sus funciones de protección de la seguridad, cuando estas conductas no sean constitutivas de infracción».

En una de ellas, a la que ha tenido acceso este periódico, se acusa al denunciado de que «parece que anime a la gente al odio a esta policía, expresando literalmente, traducido al castellano para facilitar su comprensión: 'Hay unos cuantos que merecen que les toquen los morros'» y otros comentarios como son «unos impresentables». En otra, se hace constar la frase «estos pájaros son muy chulitos y no valen para nada», «se piensan que son los Hombres de Harrelson» o «pajarracos de policía».

Las infracciones, según se explica, «se cometieron en las redes sociales, concretamente en Facebook, en un grupo público, dando difusión a insultos, desprecios y faltas de respeto a la Policía Local de Catarroja, concretamente al colectivo de agentes de esta plantilla».

La «indignación» se ha instalado entre los afectados por esta denuncia. Uno de ellos apunta que recibió la notificación «el sábado por la tarde» y que se la entregaron «dos agentes personalmente en su domicilio particular».

Fuentes municipales señalan que «dado que ha sido una actuación de oficio de dos agentes de la Policía Local de Catarroja al amparo de la Ley Orgánica 4/2015, conocida como Ley Mordaza, el gobierno municipal no ha sido sabedor de la tramitación de estas denuncias».

«Sin embargo, el equipo de gobierno quiere hacer patente su rechazo a un texto legislativo que es un ataque directo a la libertad de expresión de la ciudadanía, por lo que es necesario que el próximo Gobierno del Estado derogue de inmediato para no seguir menoscabando un derecho fundamental como es el de expresión», añaden las mismas fuentes.