IMG-LOGO
IMG-LOGO
PRENSA

U.G.T Y CCOO contra los trabajadores del Ayuntamiento de Valencia.

12 junio 2008 163 visitas

LEVANTE-EMV.COM

Paco Varea, Valencia


La delegación del Gobierno ha dado 20 días al equipo de gobierno del Ayuntamiento de Valencia para entregar más documentación sobre el convenio firmado en febrero entre STA-IV, CSIF y SPPLB y el ayuntamiento mientras UGT y CC OO no lo rubricaron.


La petición del delegado del Gobierno, Ricardo Peralta, ha tenido como primera consecuencia el cruce de acusaciones entre las formaciones sindicales firmantes del convenio y aquellas cuyos responsables dejaron fuera su sello y rubrica.


El subdelegado del Gobierno, Luis Felipe Martínez, en la carta a la alcaldesa demanda, entre otras cuestiones, al Interventor "una certificación sobre si la alteración de las retribuciones supera o no el porcentaje del 2%, y adicionalmente el 1%, que para este año preve la legislación y si fuera así deberá comunicar la cuantía y porcentaje".


Además, también requiere si el abono de las diferentes prestaciones sociales está supeditado o no al porcentaje máximo del 0,5% de la masa salarial y, finalmente, si con el abono de los complementos de productividad se cumple o no con el porcentaje máximo legal del 30%


El concejal de Personal, Vicente Igual, quiso ayer trasmitir ayer tranquilidad a los funcionarios del ayuntamiento recordando que "la firma se hizo de acuerdo a la ley. El convenio cumple con la legislación y al delegado del Gobierno se le enviará en tiempo y forma. Ya lo hicimos con otro anterior inquilino de la plaza del Temple, Francisco Granados"


De todas formas, en el fondo parece subyacer que el horario de los policías y bomberos no es el más acorde con la legislación y en productividad se superaría el 30%, según varios responsables sindicales.


La demanda de información del delegación del Gobierno la ha realizado de oficio aunque responsables de varias formaciones sindicales apuntaron que bien podría estar trabajando con información detallada del contenido.


El STA-IV lamentó haberse difundido una posible suspensión cautelar cuando es infundada a la par que UGT y CC.OO. en un comunicado recordaron que la petición de la delegación del Gobierno es algo habitual y recordó que la corporación envió los anexos cuando es inhabitual. Desde el CSIF se acusó en otro escrito a esos dos sindicatos de intentar paralizar el convenio.