IMG-LOGO
IMG-LOGO
PRENSA

ALICANTE Los sindicatos municipales unen sus fuerzas con el objetivo de lograr mejoras salariales

07 julio 2008 185 visitas
Lo que parecía imposible en el Ayuntamiento de Alicante ha ocurrido, y no sólo eso, sino que se ha plasmado en un escrito, con la firma de todas y cada una de las partes. No tiene que ver con el pacto del PP y del PSOE sobre el soterramiento. Se trata del acuerdo alcanzado por todos los sindicatos con representación en el Consistorio para negociar con el concejal de Recursos Humanos, Juan Seva, un acuerdo conjunto para mejorar los salarios de más de 1.800 funcionarios.

A pesar de las diferencias internas existentes entre las secciones sindicales, todas han asumido un compromiso. Durante los últimos años, las batallas internas han sido intensas, con durísimas críticas entre unos y otros a través de escritos con los que empapelaban los tablones de las distintas dependencias municipales, además del servicio web interno del Consistorio. Atrás parece que han quedado, por ejemplo, las denuncias relacionadas con las oposiciones o la más reciente polémica surgida a raíz de las negociaciones del convenio del Patronato Municipal de Deportes.

Ahora, SEP-CV, UGT, CC OO, CSI-CSIF y SPPLB han asumido la necesidad de unir sus fuerzas para sentarse a negociar con Juan Seva la futura Relación de Puestos de Trabajo (RPT) del Ayuntamiento de Alicante. El acuerdo no es baladí. Hace cuatro años ya se logró que el equipo de gobierno del Partido Popular habilitase una partida anual para incrementar la RPT, que se ha ido aplicando durante el anterior mandato, con aportaciones municipales que rondaban cada año el medio millón de euros. Es decir, dinero que permitía a los funcionarios, de una u otra escala o categoría, mejorar sus condiciones salariales.

En el pacto alcanzado, al que ha tenido acceso este diario, los cinco sindicatos recuerdan el «el compromiso manifestado por el concejal de Recursos Humanos en noviembre del 2007 de mantener la partida del 1% de la masa salarial para el incremento anual de la RPT». Según los representantes de los trabajadores, esta promesa «abre las puertas a la parte social para negociar un nuevo acuerdo conjunto que incluya las propuestas pendientes y aquéllas que se han ido planeando por sindicatos y colectivos, con un calendario negociado y realista». En este sentido, señalan que el edil dijo que «se empezaría a negociar después de Hogueras».

Los sindicatos entienden que «estamos inmersos en una etapa de recesión económica, con una inflación disparada muy superior al ya tradicional 2% de incremento anual, por lo que los trabajadores cuentan con esa partida para paliar la pérdida de poder adquisitivo generado por la desviación del IPC».