Sant Joan d'Alacant. El alcalde Jaime Albero, de penitencia ante la Policía

 
El alcalde Jaime Albero.

«Yo no tengo ningún problema en reconocer mis errores y pedir disculpas si alguien se ha sentido ofendido o molesto por este error cometido». Con esta palabras quiso zanjar el alcalde de Sant Joan d'Alacant, Jaime Albero, la polvareda levantada en redes sociales de toda España por unas declaraciones suyas donde limitaba las funciones de la Policía Local, prácticamente a tareas administrativas, ya que «no pueden detener a nadie, solo retener y avisar a la Guardia Civil, que es la responsable de la seguridad ciudadana».

Esa definición provocó durante unos días agrios comentarios por parte de sindicatos policiales de toda la geografía nacional, que tacharon al alcalde de «ignorante» e «inepto»y se vieron seriamente «ofendidos». Con una copia en la mano de su escrito presentado por registro municipal, Jaime Albero finalizaba el último pleno ordinario lamentando «el error en la definición de las funciones de la Policía Local» y agradeciendo que le «alertaran del error».

 
 

Esta polémica llega en medio de una negociación por el protocolo de los horarios de la Policía Local, en unos días donde tan solo uno o dos agentes patrullan las calles en el turno de noche. Sin embargo, la «penitencia» del primer edil no ha sido suficiente para los agentes de la Policía Local que, a través del sindicato SPPLB han convocado para mañana viernes a las 12.30 una concentración en la plaza de España, a las puertas del Ayuntamiento de Sant Joan, «por el reconocimiento de la labor, ante la ignorancia del alcalde y el concejal de la Policía de Sant Joan». El sindicato quiere que la convocatoria sea secundada también desde fuera de Sant Joan, con el objetivo de reconocer «más personal, más medios y un salario digno para los policías locales».

Mesa de negociación urgente

La respuesta del alcalde a esta protesta sindical llegó ayer, con la convocatoria urgente y extraordinaria, para hoy jueves, de una sesión de la Mesa General de Negociación (MGN), a la que están llamados todos los sindicatos, con representación o no en el Ayuntamiento. En opinión del secretario provincial del SPPLB Alicante, José María Jiménez, «no es ajustado a Derecho intentar fiscalizar a través de la MGN una concentración legal, convocada en tiempo y forma, por un sindicato y autorizada por la Subdelegación del Gobierno».

Para el SPPLB, se trata de una maniobra del edil para intentar buscar la confrontación en un intento de boicotear dicha concentración. No vamos a caer en su provocación y no acudiremos a dicha MGN porque su contenido no se ajusta a la normativa vigente». Según Jiménez, «es un ejemplo más de la poca capacidad de autocrítica que tiene este equipo de gobierno», añade.